Amor a Segunda Vista

¡Pero qué importa! Pensé, total en la oscuridad nadie podría notar que no lograba contener las lágrimas, y ya para ese momento las manos untadas con la sal de las palomitas de maíz, que eran mi única compañía ese día, tampoco me permitían secarlas; así que lloré  a moco tendido, de tristeza y de felicidad el resto de la película, mientras Will Smith pasaba de la más completa miseria, sin techo ni empleo durmiendo en un baño con su hijo a convertirse en un exitoso corredor de bolsa de Wall Street.

 

“Basado en una historia real” decían los créditos. Ese día salí de la sala de cine con aquella sensación de inspiración y euforia que te producen las buenas historias;  Chris Gardner, debo saberlo todo sobre él, al día siguiente un ejemplar del libro “Comienza donde estás” entró a engrosar la gran torre de libros sin leer que adornaba por esos días mi mesita de noche. “Los libros son como la gente”, decía jocosamente mi maestra de lenguaje de la secundaria, “Con algunos tenemos empatía y logramos una conexión inmediata y con otros sencillamente asumimos que no somos compatibles y ni siquiera tienen alguna oportunidad, esos suelen ser los mejores”.  

 

Chris Gardner me acompañó sonreído en la cima de la montaña de libros de mi mesita de noche unos cuantos meses sin que me animara a terminar siquiera el primer capítulo, era frustrante y vergonzoso para mí que me jactaba de ser una ávida lectora enfrentarme a ese tipo de apatía repentina, así que muy disimulada y visiblemente afectada por el síndrome de Toy Story que padece mi niña interior y que me hace creer que las cosas tiene alma, (Pero eso es otra historia), tomé varios libros, la mayoría ya terminados, de la consabida torre, incluyendo el de Chris y los llevé a engalanar los estantes de libros de mi biblioteca de la sala.

 

Hay tres tipos de libros en mi vida, los que no puedo parar de leer y me los consumo de un solo trago, los que me gustaría leer y no compro por temor a encontrarme con mi reflejo, y los que sí compré y no leí o sencillamente no estaba lista para leer o no era el tiempo correcto; como en el caso de Chris.

 

Comienza donde estás, se tropezó con mi corazón nuevamente en una exhaustiva jornada de aseo de mi sala muchos años después, y la conexión se dio, fue amor a segunda vista. Ese día, como si acabara de llegar a mis manos, devoré una a una las páginas del libro con la misma excitación que recuerdo me produjo en su momento aquella película, Chris aclaraba frente a mis ojos, en cada capítulo un panorama de pasión, perseverancia, constancia y emprendimiento que me permitió disfrutar de uno de los años más productivos de mi vida laboral, sería exagerado decir que cambió mi vida pero, lo que sí puedo asegurar es que leyendo a Chris Gardner aprendí además de algunas lecciones para el éxito financiero, que los libros también tienen su momento en tu vida y no siempre es el mismo momento en que llegan a tus manos.

 

Aún conservo algunos libros sin leer, pero el placer de tenerlos me ayuda ahora a esperar sin afanes su momento. Así que anímate, recorre sin miedo los títulos de tu biblioteca, el cajón de tu mesa de noche o donde sea que los guardes, mira fijamente si hay algunos que te esperan y déjate conquistar, tal vez podrías descubrir en alguno, como yo,  un amor a segunda vista.

 

@Nuevopapel

 

 “Incluso cuando no se pueden leer, la presencia de los libros adquiridos produce un éxtasis: la compra de más libros que los que uno puede leer es nada menos que el alma en busca del infinito. Apreciamos los libros aunque no los hayamos leído, su mera presencia brinda confort y el hecho de que estén disponibles, seguridad”. A. Edward Newton
La lectura tradicional y la desconexión de la tecnología, a debate
Philip Roth, una guía de lectura
Lee tus cómics en estas aplicaciones
4 libros básicos de Anthony Bourdain (1956-2018)
Escritores impulsarán el estudio de la lengua española en EU
La vida oculta de los escritores fantasma
Estos son los libros que debes leer este verano según Bill Gates
Mordzinski, el fotógrafo que saca a los escritores de su zona de confort
Literatura y futbol, un matrimonio bien avenido




Colaboradores
Nuevo Papel
Mis publicaciones más recientes:
La lectura tradicional y la descone...
El fomento de la lectura tradicional y la desconexión de la tecnología son los temas centrales del encuentro titulad ...
Philip Roth, una guía de lectura
  Enumeramos los principales libros del autor estadounidense. Son la mejor manera de empezar a conocer su ob ...
Lee tus cómics en estas aplicacion...
En caso de que tu tablet o celular ya sean una extensión de ti y tooodo lo haces por medio de apps, seguro ya conoces algun ...
Copyright José María Pumarino. Politicas de
Privacidad. Diseño y desarrollo:
Inicio  |  Tienda  |  Un Mundo Raro  |  Galería  |  Prensa  |  Otros Demonios  |  TV
Contacto  |  Síguenos en: Facebook  |  Twitter